En todo el mundo, más de 466 millones de personas presentan pérdida auditiva, de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud. Se estima que la cifra se eleve a más de 900 millones para 2050.


La OMS calcula que la hipoacusia no tratada supone un costo global anual de $750 mil millones, el cual incluye costos de salud, apoyo educativo, pérdida de productividad, y el costo social.

Por lo general, las personas con deficiencia auditiva no consiguen empleo. Sin embargo, existen algunas iniciativas notables de inclusión y se presentan a continuación.

  • Mirakle Couriers: el emprendedor Dhruv Lakra fundó en su país natal una compañía de logística, enfocada en proveer empleos de calidad a la población hindú sorda.

Actualmente cuenta con más de 70 empleados con hipoacusia, entregan más de 65 mil cargamentos al mes, y trabajan exclusivamente para Amazon.

De acuerdo al Indian Journal of Otology, 6% de la población hindú, aproximadamente 63 millones de personas, presentan pérdida auditiva. De ese total, 66% están desempleados.

  • Pepperbox Coffee: Nick Buchanan y Mario Essig crearon su servicio de café en Texas, Estados Unidos, en 2017. Ambos presentan pérdida auditiva, y decidieron emprender su negocio como una forma de romper barreras y prejucios. Actualmente la mitad de su equipo de trabajo tiene hipoacusia, lo cual ha significado un impacto positive en cuanto a la inclusión. Su plan es brindar también servicios de catering para eventos y negocios locales.

  • Lyft: es una empresa de transporte bajo demanda, que se apoya en la tecnología para reducir la brecha entre las personas que tienen hipoacusia y las que no. Cuenta con una app especialmente diseñada con opciones para las personas con pérdida auditiva, gracias a su alianza con la Asociación Nacional de Sordos, y entre sus conductores un buen número tiene deficiencia auditiva.

Estos son ejemplos que inspiran e invitan a trabajar la diversidad del recurso humano en las organizaciones.

Con información de Healthy Hearing